POSTBODA INTERNACIONAL SORPRESA. IRLANDA

Al otro lado…simplemente emoción, ya lo decía Aristóteles «La aventura vale la pena».

Y así fue porque una sorpresa inolvidable es la que nos preparó nuestro fotógrafo de boda Jose Bernal.

Como quien dice con una venda en los ojos y cogidos de su mano, el pasado mes de marzo, probamos la aventura más loca de nuestra nueva vida de casados. Su título ya anunciaba algo “Postwedding Extreme” sin embargo inimaginable si no lo vives, y es que aun habiendo sido los protagonistas de tan fantástica historia, resulta bastante difícil exteriorizar las sensaciones que tan deliciosamente hemos disfrutado.

Supo aislarnos del tiempo por unos días, y detuvo esos momentos de complicidad que sólo surgen cuando estás al lado de la persona que quieres, te hace feliz y que, por ello, te sientes infinitamente afortunad@.

El no conocer el destino lo hacía más auténtico, y con las “simpáticas” pistas que nos ofrecía se entreveía el lado salvaje, así que ni siquiera paramos a pensar ni a buscar los posibles trayectos que pudiéramos tomar, realmente queríamos disfrutar al máximo la sorpresa aunque la intriga, sobre todo en la semana previa, era inevitable.

La pregunta de: -¿a dónde vamos? Se respondía siempre de la misma forma

-Ah! Sorpresa!! Sólo os digo lluvia y frío…

Nosotros reíamos: -jajaja

Sin apenas darnos cuenta ya estábamos emprendiendo el camino, una espera de un café bastó para entender todo el esfuerzo y cuidado ofrecido en el proyecto, por lo que ya se advertía un éxito inmenso, así que la confianza se consolidó por completo.

Inquietos y deseosos, a escasos pasos de cruzar la puerta del aeropuerto malagueño, en lugar de anunciarnos el rumbo, nos hace entrega de un precioso paquetito cuyo contenido en forma de fotos desvelaba el misterio, pequeños detalles que vuelven loc@ a cualquiera y hacen que te sientas especial.

Qué instante el de la apertura con risas nerviosas, miradas y sobre todo ilusión pues por fin el Norte de Irlanda nos esperaba. Estupenda opción querido fotógrafo y acertada ya que era uno de los lugares deseados.

Durante todo el recorrido disfrutamos de una selección de magníficos paisajes y con una compañía formidable puesto que nos escoltaban Serafín Castillo y Juan Ortega, dos genuinos fotógrafos, que hicieron la aventura aún más atractiva y los trayectos más divertidos.

Aunque el frío se hacía notar, fuimos afortunados por gozar de un tiempo meteorológico envidiable durante toda la estancia pues el aire seco apartó la lluvia y la humedad, que era lo único que queríamos evitar, más bien la novia jeje, y al parecer la suerte estaba de mi lado, pero os aseguro que el viento no me dejaba ver nada se convirtió en un peluquero muy especial.

Montaña, playa, pequeñas aldeas, pueblos y la bella ciudad de Belfast…, contábamos con todos los elementos para hacer de este viaje otra luna de miel, nuestros trajes se convirtieron en nuestra segunda piel, paseamos cada día incansablemente por sus extensos y, a veces, angostos parajes pues donde nosotros veíamos tan sólo piedras para él había un camino.

Igual de destacable es también la hospitalidad de sus habitantes cuando al cruzarnos no dejaban de felicitarnos y celebrar nuestra alegría, que dicho sea de paso nunca me habían elogiado tantas veces “pretty, pretty”,… sin lugar a dudas volveríamos a repetir, son sentimientos únicos y tan mágicos que pegan en el corazón.

Cada vez que vemos el resultado de este trabajo a nuestra mente no sólo vienen recuerdos sino que percibimos cada paso o más bien “resbalón”, en definitiva cada minuto vivido quizás con mayor intensidad que en aquellos momentos pues ahora podemos saborearlo mejor. También sentimos nostalgia pues queríamos haber podido parar el tiempo y disfrutar de esa dicha por siempre, por que quién no quiere estar subido a esa nube permanentemente y sentir que son los príncipes del cuento.

Oh! Cómo me gustaría volver a ponerme mi vestido para andorrear nuevamente por Irlanda…

Por suerte tendremos esta magnífica prueba de este viaje que fue súper emocionante y divertido, gracias por reflejar esta pequeña parte de nuestra historia que ha sido una experiencia irrepetible, que siempre nos emociona verla y que será inolvidable.

Algo que te caracteriza admirado fotógrafo lo resume esta cita:

Una buena fotografía se obtiene sabiendo dónde pararse.” Ansel Adams

Con cariño de Jose Antonio y Almudena

jose-bernal115jose-bernal072 jose-bernal075jose-bernal129 jose-bernal139 jose-bernal142 jose-bernal196 jose-bernal167jose-bernal193 jose-bernal209 jose-bernal219 jose-bernal236 jose-bernal238 jose-bernal258

jose-bernal264 jose-bernal270 jose-bernal272 jose-bernal278 jose-bernal285 jose-bernal297 jose-bernal307 jose-bernal321 jose-bernal339 jose-bernal343 jose-bernal353 jose-bernal355 jose-bernal361 jose-bernal364 jose-bernal424 jose-bernal454 jose-bernal476 jose-bernal480 jose-bernal489 jose-bernal521 jose-bernal524 jose-bernal538 jose-bernal550 jose-bernal547 jose-bernal565 jose-bernal581 jose-bernal590 jose-bernal592 jose-bernal618 jose-bernal652 jose-bernal653 jose-bernal666jose-bernal673 jose-bernal671

Comentarios!

2 Comentarios

Déjame tu comentario!